¿TRATAS DE AGRADAR A LOS DEMÁS PERO TE SIENTES RECHAZADA?

 

¿Tratas de agradar a los demás?

En el fondo, ¿tienes miedo a ser juzgada por los demás?

Con frecuencia, ¿te sientes rechazada por otros?

 

El sentimiento de ser rechazada es muy frecuente en las mujeres (y los hombres) y lidiamos con él en el día a día en situaciones cotidianas.

 

Nace de un deseo de sentirte y ser aceptada por los demás, por una necesidad de aprobación que te indique que, efectivamente, eres apta, válida o mereces pertenecer a ese grupo de personas.

Lo que está relacionado muchas veces con sentirse una rara, sola y tener mucha ansiedad.

Este deseo o necesidad es más frecuente de lo que pensamos, y está relacionado directamente con nuestra biología.

Tenemos el mismo cerebro que cuando vivíamos en nuestro entorno natural, en las cavernas, sin embargo, en la actualidad vivimos en un entorno radicalmente distinto: la civilización moderna.

En la época de las cavernas, el no ser aceptado por tus iguales, ser rechazado y quedarte fuera del grupo, significaba la muerte.

Por eso, no sentirte rechazada te mueve y re-mueva tanto.

Tú no piensas conscientemente que te vas morir, pero el sistema de alerta de tu cerebro sí, y despierta en ti el miedo y el sufrimiento para que hagas lo necesario para ser aceptada y dejar de sentirte rechazada.

A tu cerebro no le interesa que seas feliz, lo que le importa es que sobrevivas, y está especializado en eso.

La herida del rechazo se te formó durante el primero año de vida y nace de la relación del padre del mismo sexo, si eres mujer de tu mamá, si eres hombre, de tu papá.

 

El tema de sentirte rechazada lo traigo al caso de la consulta de una de mis seguidoras, Vivian, que dice lo siguiente:

 

“Hola María, gracias por haber escrito esto, lo valoro mucho.  Tengo 26 años y he aceptado que mi padre me abandono. Yo no he tenido una relación de pareja por mucho tiempo porque siempre he sido condescendiente y he querido gustarle a la gente cambiando mi forma ser y pensar.

Siempre he tenido miedo, vergüenza a ser juzgada y rechazada. Soy sumisa y me da pánico equivocarme. […]

Creo en verdad que uno hace lo que puede con lo que tiene por lo cual he dejado de juzgarlo [al papá] y le he perdonado». […]

 

Si quieres saber las claves para superar el rechazo y dejar de sentirte rechazada, mira el vídeo.

¡Te veo dentro!

 

Contenido no disponible.
Por favor, acepta las cookies haciendo clic en el aviso

 

Por cierto, si deseas transformar tu sufrimiento en crecimiento para conseguir tu felicidad, tranquilidad y equilibrio interior, superando tu dolor con tu padre y empezar a tener una relación saneada basada en el amor y el compartir con tu pareja, te invito a unirte a al grupo de personas conscientes que ya trabajan a su favor en mi Programa de mentoring y coaching para Sanar tu dolor con tu padre, el cual transformará tus relaciones y tu vida.

 

Ámate,

Maria del Mar Mediterraneo

 

 


​¿Sientes ​que tu padre ​te pone en último lugar?

Apúntate y recibe mi GUÍA para ​superar el no-amor de tu padre:

 

¡Comparte en las redes sociales para que más gente se pueda beneficiar!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Si continuas utilizando este sitio, aceptas el uso de cookies. Más información

Las opciones de cookies de este sitio web están configuradas para "permitir cookies" para ofrecerte una mejor experiencia de navegación. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus opciones o haces clic en "Aceptar" estarás consintiendo las cookies de este sito.

Cerrar